viernes, 7 de septiembre de 2007

hechizo de palabras


Llevo una maldición
escrita en mi frente y mi cuerpo
que deja volar mis palabras,
y las posa en este suelo.


Un trasgo la trajo a mi hace lunas
llegó susurrando como hechicero
cantándome a fuego lento
estas palabras de ensueño:


Vengan a ti
dulce hada en silencio
perseidas caidas de vuelo,
que se prendan de tu pelo
y que las palabras
encerradas vuelen sin pausa, sin freno
en un rincón de momentos”


Estas palabras que hoy lees,
vigía de mis momentos,
no son más
que el fruto del hechizo
de aquel trasgo travieso.


1 comentario:

Jordi M. Novas dijo...

inspirada otra vez, si señora..